La conexión entre hoteles y destinos inteligentes, según ha detallado José Luis Fernández, director de Estrategia Corporativa de Televes, genera ventajas competitivas como “ahorros, una mejora en la experiencia del turista, adecuar el destino a él y minimizar el impacto en el residente, así como ofrecer mayor seguridad y nuevos servicios tanto en el hotel como en el destino”. Fernández ha participado en el Seminario INTOcelebrado en el Parc Bit de Palma de Mallorca.

En un destino inteligente los edificios se convierten en objetos, lo que resulta clave, según José Luis Fernández, para “conocer mejor a los ciudadanos y optimizar la gestión, teniendo en cuenta que pasamos en ellos el 85% de nuestro tiempo”. De hecho la normativa técnica del Edificio Digital Inteligente se puede aplicar al hotel, adaptándola a su idiosincrasia, que es en lo que está trabajando en estos momentos el grupo de expertos GIoTH (Grupo IoT Hoteles) reunidos con este objetivo.

Este Grupo está elaborando una guía segura para hoteles en la que define la infraestructura recomendada y el nodo de internet de las cosas (IoT) del establecimiento, definiendo los casos de uso, diseñando el distintivo de hotel conectado, etc.

Los vínculos entre hotel y destino inteligente facilitan una comunicación bidireccional, permiten la gestión masiva de datos y mejoran la experiencia del viajero maximizando su impacto económico.
Los vínculos entre hotel y destino inteligente facilitan una comunicación bidireccional, permiten la gestión masiva de datos y mejoran la experiencia del viajero maximizando su impacto económico.

De este modo se pretende dar un paso más para resolver los problemas de las ciudades, pasando de intentar mitigarlos a evitarlos gracias al IoT, con el que, como ha indicado Fernández, “medimos, diseñamos modelos a partir de esos datos, predecimos y actuamos; y todo gracias a la inteligencia del destino turístico y del hotel”.

Habitaciones conectadas

El hotel se integra así en el destino, lo que supone una ventaja competitiva tanto para los huéspedes como para los establecimientos, al más puro modelo win-win, según ha destacado Mar Muñoz, responsable de Big Data turístico en IT Travel Services.

Muñoz ha enumerado las enormes posibilidades de la aplicación del internet de las cosas a la habitación conectada, como “neveras inteligentes, minibares conectados para ofrecer un servicio más al cliente, tecnología wearable, llave en el móvil, maletas inteligentes, iluminación y termostatos inteligentes, o incluso un basurero inteligente”.

Todo confluye, añade, para “ofrecer una experiencia de uso nueva a los nuevos huéspedes, aunque tampoco es necesario cambiarlo todo; sólo pensar en los casos de uso y cuál puede ser la aplicación que se le puede dar”.

Y es que, como ha concluido Fernández, “tenemos que ser innovadores para mantenernos líderes en turismo y diferenciarnos de nuestros competidores”. Los vínculos entre hotel y destino inteligente facilitan así “una comunicación bidireccional entre ambos, además de permitir la gestión masiva de datos y mejorar la experiencia del viajero maximizando el impacto económico de su visita”.

Vivi Hinojosa

Redactora en Innovación y Hoteles

19 0
Escribe tu comentario

Escribe tu comentario







Avisar por email si hay respuestas
Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.X
noticia 129840_hoteles-destinos-inteligentes-conectados-generan-ventajas-competitivas.html 3 104152 00